Este Portal es actualizado por amigos de la espiritualidad carmelitana

donaciones boton

Espiritu Santo4Quiero darte a lo menos una meditación del Espíritu Santo, porque es de las mas necesarias devociones, y de las mas olvidadas…Hazla, pues, muchas veces, y con gran fervor, porque serán para ti manantial de infinitas gracias"...

 


Para preparar nuestra fiesta de Pentecostés San Enrique de Ossó nos regala este texto lleno de luz:

“Quiero darte a lo menos una meditación del Espíritu Santo, porque es de las mas necesarias devociones, y de las mas olvidadas…Hazla, pues, muchas veces, y con gran fervor, porque serán para ti manantial de infinitas gracias".

El Espíritu Santo es la tercera persona de la Santísima Trinidad, igual al Padre y al Hijo, Dios vivo y verdadero. El amor sustancial del Padre y del Hijo….Es como el corazón del Padre y del Hijo, y así Dios enviándonos al Espíritu Santo nos ha entregado su corazón…No solo nos dio a su Hijo para redimirnos y todos sus dones, sino al mismo dador de todos los dones, al Espíritu Santo, para que nos santifique y consuma la obra que Jesús empezó. Nos da no sólo los frutos, sino el árbol, no sólo el agua, sino la fuente de todas las aguas de la gracia.

Es un espíritu puro, benigno, modesto, pacifico, caritativo. Es Espíritu de vida, que nos anima, de gracia, que nos santifica; de sabiduría, que nos instruye, de amor, que nos consuela y une a Dios…El Espíritu Santo, de criaturas nos hace dioses, de pecadores, justos; de débiles, fuertes; de ignorantes, sabios, de tristes, alegres, de fríos, fervorosos; de soberbios, humildes; de iracundos, mansos, de tímidos, animosos.

Mas el Espíritu Santo nos inspira humildad, mansedumbre, mortificación de los sentidos, caridad con el prójimo, paciencia, paz y gozo de alma que sacia el corazón…El espíritu malo te inspira todo lo que te mueve al amor de las riquezas, los honores, de los placeres, pues son las tres concupiscencias que reinan en el mundo, opuestas a la gracia del Espíritu Santo.

 

AUTOR: P. Wilson Darío Ossa B., OCD

 

Comparte en tus redes sociales:

FacebookTwitterShare on Google+YoutubePinterestMySpaceDiggStumbleuponGoogle BookmarksRedditNewsvine